Lo que se oculta bajo la superficie, según Ángeles Peña

Ángeles Peña se crió en la Patagonia entre bosques nevados, ríos salvajes y lagos profundos. Este aspecto de su vida influyó fuertemente en su obra fotográfica, centrada en cultivar un profundo respeto por la naturaleza y una inagotable admiración por el paisaje natural.

 

La fotografía ha estado presente desde siempre en la vida de la artista, gracias al aporte y a la influencia de su padre, quien incursionaba en esta disciplina y le regaló su primera cámara en la navidad del ‘93. Durante su infancia y adolescencia tuvo toda clase de cámaras analógicas a su alcance, para experimentar libremente retratando su entorno, sus amistades y experiencias.

 

Este interés fue creciendo y a los 18 años volvió a su Buenos Aires natal para realizar sus estudios universitarios, primero incursionando en la imagen mediante la carrera de Diseño Gráfico, para luego dedicarse de lleno a su pasión por la fotografía en la Escuela de fotografía creativa de Andy Goldstein y en la escuela publicitaria Fotodesign del Italiano Aldo Bressi. Trabajó sobre técnicas y procesos alternativos en la St. Martin’s School of Design  y complementó su formación mediante cursos, talleres y clínicas realizadas junto a reconocidos artistas y docentes como Diego Ortiz Mugica, Alberto Goldenstein, Fabiana Barreda, Diana Aisenberg y Mariana Maggio. Trabajó como asistente del fotógrafo Francisco Bedeschi. Estas influencias marcaron un camino artístico profesional, ligado al desarrollo de la fotografía como objeto discursivo, más allá de ser un mero recurso estético.

 

Sus raíces artísticas encuentran analogías con algunos aspectos de la tendencia pictórica del Romanticismo Alemán. Ahonda en la fascinación por el paisaje y su simbología mediante su experiencia personal, en relación con la naturaleza y el amor por la vida en la montaña. Sus obras evidencian una curiosidad punzante por explorar el aspecto artístico intrínseco de cada elemento que conforma el paisaje, dándole el mismo protagonismo a un pequeño trozo de hielo descongelándose que a una montaña en toda su extensión. “Mediante un acto de peregrinación y unión con mi entorno, me sumerjo en un proceso de contemplación. En un mundo que gira cada vez más rápido, siento una necesidad de enfocarme en el detalle y en la belleza de lo que aún permanece”.

 

 

La intimidad de las relaciones que se tejen entre la fotografía como recurso documental y el paisaje en su extensión poética es lo que la lleva a indagar.  Busca transmitir su creciente preocupación por los efectos del cambio climático y las consecuencias que trae al entorno, con imágenes que despliegan una fuerte potencia discursiva.

 

De los cuatro elementos elije al agua como protagonista, ya que es en ella donde encuentra más evidencias y rastros de estos vertiginosos cambios. “No fotografío un paisaje, sino todo lo que pasa dentro de él. El andar, el camino recorrido en su interior. Intento hablar desde dentro del paisaje, no desde una lejanía.” Convivir con el entorno como espectadora activa le otorga un lugar privilegiado para la investigación.

 

 

 

La serie “Aguas de Montaña” traza un recorrido por la cordillera andino-patagónica, de norte a sur, mostrando una de las reservas de agua dulce más grandes de nuestro planeta. Las fotografías presentadas en la exhibición “Aguas de Montaña” forman parte del primer libro de artista de Ángeles Peña, actualmente en proceso de producción. El trabajo nace de una preocupación ante la disminución de precipitaciones de nieve en los inviernos, así como también del aumento de la temperatura global y el retroceso de los glaciares. “Busco transmitir una emoción. Entrar en ese “paisaje” y hablar desde sus entrañas. Intento desaparecer dejando que la fotografía actúe por sí misma y que sea la tierra la que nos habla”

 

Parte la serie “Aguas de Montaña” ha sido exhibida el pasado fin de semana en el Festival SHH de Cine de Montaña, realizado en Ushuaia del 23 al 27 de agosto. Este festival reúne anualmente a los principales exponentes audiovisuales del cine de montaña, tanto nacionales como internacionales, con el objetivo de difundir sus producciones en distintas categorías y formatos de competencia. El programa además incluyó la presentación del proyecto editorial de la artista, Ediciones de la montaña, realizado en conjunto con su socia y amiga Julieta Zancada, exponente patagónica de la repostería gourmet. Esta iniciativa cuenta con dos volúmenes de cocina y fotografía editados, “Frutos del Bosque” y “Frutos de la Patagonia”, trabajos que relacionan la simbióticamente el entorno visual patagónico con recetas a base de productos regionales.

 

Sin dudas el trabajo de Ángeles Peña es una puerta para acercarse a la contemplación de la naturaleza desde una perspectiva comprometida y estéticamente impactante,  para conocer lo que se oculta bajo la superficie de la imagen, en la intimidad de lo aparente.

 

 

Más información: www.angeles-pena.com

Agradecemos la investigación de Micaela Taborda para la realización de esta nota.

 

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

© 2017 por ETHER Arts Project

  • White Instagram Icon
  • Facebook Clean